martes, 27 de noviembre de 2007

¡Ya no más discursos!

Javier Paz García
La democracia se nos va. El MAS atropella y mata. Ya no es tiempo de exhortar a Morales, ni de pedirle diálogo, ya lo hemos hecho muchas veces y siempre se burló de nosotros. Ni siquiera es tiempo de insultarlo, es tiempo de acción.
Es tiempo de acciones de hecho, de toma de instituciones, de cierre de válvulas, de resistencia civil. Ya no es tiempo de discursos y marchas. Esa es mi opinión y es la opinión de casi todas las personas con las que conversé durante la última marcha. Ya la gente se está cansando de ser convocada a marchar y sentir que no sirve de nada, que es puro discursos. Mientras en Sucre masacraban al pueblo, Evo Morales y García Linera repartían bonos como si nada estuviera pasando, ¡ni siquiera mencionaron el tema! Entonces ante esas muestras de insensibilidad, yo me pregunto ¿qué efecto vamos a conseguir si seguimos con marchas, paros y huelgas de hambre que nos perjudican a nosotros mismos y de las cuales el Gobierno se burla?
Considero un desatino la actitud de la institucionalidad cruceña y de los departamentos de la media luna de esperar hasta el lunes para reunirse a tomar decisiones mientras en Sucre reprimían. El mensaje que le dimos a los sucrenses es que los pueden masacrar por 3 ó 4 días más pero nosotros vamos a esperar que pase el fin de semana, que la gente descanse y que tomaremos nuestro tiempo para asumir decisiones. La respuesta que tendríamos que dar, la que la mayoría de los cruceños sentimos (la que yo sentí) es de congoja, de rabia, de urgencia y de apoyo.
¡Por favor, ya no está en juego la autonomía, ya no está en juego la capitalía! ¡Está en juego la democracia y la libertad! ¡Mi libertad! Eso no es motivo de juegos, ni de esperar hasta el lunes. El MAS ha declarado la guerra, y en guerra las decisiones deben ser inmediatas y las acciones contundentes. No podemos estar a medias tintas ni con motores a medias fuerzas. Parafraseando a García Linera, o ganan ellos e imponen su centralismo totalitario, o ganamos nosotros y logramos el verdadero cambio de la autonomía y la libertad que necesita el país.
Otra cosa que es importante resaltar es la responsabilidad que tiene Santa Cruz con toda Bolivia. El país nos mira y espera nuestro liderazgo. Debemos asumir ese liderazgo. No podemos dejar a Sucre la carga completa de defender la democracia. No podemos esperar que otros libren nuestras batallas. Tomo las palabras de don Carlos Valverde, somos nosotros los que debemos decir “síganme”. Si Santa Cruz no se mantiene a la altura del reto que se viene, todo el país estará perdido.
¡Arriba cruceños hagamos historia!
Santa Cruz de la Sierra, 27/11/07
El Deber, 04/12/07

3 comentarios:

Claudia dijo...

Estoy completamente de acuerdo contigo, realmente no se trata de collas o cambas, ni de ser del MAS o de la oposión, ni se trata de Sucre o Santa Cruz.....se trata de defender y hacer respetar la democracia y se trata de defender y hacer respetar Bolivia.

Son como yo diría las formas las que tienen tintes dictariales, es decir aprobar una CPE sin la oposición y en un liceo militar???, solo se ha visto esto con otros gobiernos dictatoriales (en el pasado) y creo que ya deberíamos haber superado esa etapa (al menos eso creía yo).

Yo sinceramente creo y espero que al menos esto pueda servir para que muchos abramos los ojos.....y creo firmemente que con ésta forma de hacer las cosas el actual gobierno a perdido algo más que popularidad.....

joako dijo...

Su artículo incita a la violencia desquiciada, es una vergüenza que no se busque un punto de diálogo con el MAS y el gobierno, espero que nadie lea este artículo suyo y espero que usted reflexione y piense antes (si es que es capaz de hacerlo) de proponer "toma de instituciones, de cierre de válvulas, de resistencia civil", ya que esto solamente nos llevará a la muerte de ciudadanos inocentes y al enfrentamiento entre bolivianos.

Javier Paz dijo...

Joako,
Mi llamado es a la acción, que desafortunadamente conlleva cierto grado de fuerza o violencia, no se a que se refiere usted con “violencia desquiciada”.
Sin embargo le hago notar que según su percepción, Simón Bolivar debió ir a pedir diálogo a los españoles en vez de luchar por la independencia de América. Según su percepción, imagino que una mujer que está siendo violada no debe oponer resistencia, imagino que está bien que el Gobierno y el MAS maten y repriman en Sucre y Cobija, militaricen el país, degüellen perros, mantengan hordas de Ponchos Rojos conceptualmente nada diferentes a las SS nazis, cierren el Congreso por un día (no dejar ingresar a la oposición es lo mismo a un autogolpe de Estado) y que nosotros como idiotas nos quedemos de brazos cruzados y esperemos la buena voluntad del Gobierno. Lo cierto es que se viene pidiendo diálogo hace 2 años y el Gobierno solo usa la palabra “diálogo” como propaganda y distracción. Yo ya no le creo nada al MAS ni a Evo Morales.
Concuerdo con usted, es una vergüenza que el MAS no busque diálogo, atropelle las leyes, reprima, mate a bolivianos y persiga el totalitarismo.
Es a mi parecer una vergüenza mayor el que nosotros sigamos permitiendo esos abusos.
Desafortunadamente para usted, este artículo será publicado en El Deber (el periódico de mayor circulación nacional) el día martes 3 de diciembre, por lo tanto más de una persona lo habrá leído.
Agradezco sinceramente su opinión, pero no la comparto en absoluto.